fbpx

Feliz 2019 lleno de palabras…felices

Rate this post

Seguro que has recibido felicitaciones de Navidad. De fin de año. El dichoso anuncio de Ruavieja. Una imagen de un arbolito de navidad monísimo. Unos chistes sobre los Reyes Magos, que corren cada año.

Desde aquí, me apetecía felicitarte el nuevo año con lo que yo hago. Con palabras. Por eso mi felicitación no tendrá ni una sola imagen. Solo palabras. 

Hierba mojada.

Besos.

Tierra mojada.

Crepitar de leña seca.

Secar a tu hija mojada de la piscina del pueblo rascándola con el rus de la toalla. Que se queje. Y la abraces. 

Hablar en voz baja.

Cantar a pleno pulmón. 

El tic-tac de un reloj antiguo.

Que tu madre te dé un beso, y, a pesar de tu edad, recuerdes que con mamá, estás en casa.

Las historias en bucle de las abuelas desmemoriadas.

Los turrones que no te gustan pero sigues comiendo.

El brillo en los ojos de un niño. 

La alegría de familias que se reencuentran.

El placer de dejar que un pedazo de chocolate se deshaga en la lengua.

El tacto del terciopelo.

Las mariposillas en el estómago cuando sientes nervios. Por una cita, por un día especial en el trabajo, o porque empiezas una nueva etapa.

Las mariposas, así, sin más.

Sentir el agua como corre por un riachuelo. Tirar una piedra e intentar que rebote.

La emoción de dar un regalo sabiendo que te lo has currado. Que los hay más caros, más tangibles, pero no más especiales.

Aquella desorientación después de una siesta demasiado larga. Abrir los ojos y no saber si vives en el hoy, el ayer, el mañana o la eternidad.

El arcoiris.

La sopa humeante mientras nieva fuera.

El masaje de cabeza en tu peluquería de siempre.

La fidelidad de tu mascota.

Lavarse la cara con agua helada, a pesar del frío.

Tomar un té caliente sólo por combatir el frío en las manos.

La carcajada de un bebé, la risa de un niño y la sonrisa de un anciano. 

El pan casero -sí, ese que está en peligro de extinción-.

Las canciones corales.

El papel de regalo cuando se rompe.

La Nocilla (si eres de Nutella no sé si podré perdonarte).

La sonrisa tímida de alguien que quiere conocerte.

La satisfacción de cumplir retos.

El papel de burbujitas.

Petarlas una a una.

El aire puro a 3.653 metros de altitud.

La arena fina bajo los pies, y el mar calmado ante tu vista.

La vida.

Por todo esto, y por lo que tú quieras añadir, te deseo un 2019 lleno de palabras bonitas y experiencias mejores.

¿Algún deseo para el año nuevo que puedas confesarme?

11 comentarios en “Feliz 2019 lleno de palabras…felices”

  1. Guaaaauuuu. ¡Cómo me ha gustado! Te deseo un gran 2019. Y mi propio deseo… Seguir leyéndote y disfrutar tanto como lo hago. Ah! Y conocerte en persona, que ya nos vale.

  2. Feliz año nuevo. Que todos esos proyectos y deseos que tienes, se cumplan como lo sueñas ahora cristi. Con lo de mi mamá que está lejos, me sacaste hasta las lágrimas. Un abrazote😊🍉

  3. Cristina!! Nada faltó, y nada sobró. Las palabras exactas para que, por lo menos a mí, me diera esa dosis necesaria de tambaleo emocional para recordar siempre lo simple y lo bueno de un año nuevo.

    Gracias por compartir conmigo tus excelentes aportes siempre y espero que sigamos colaborando en el futuro! 🤘🔥

  4. ¡Claro que sí! Deseo seguir siendo tu compañera de batallas. Y celebrar nuestros logros. Y poder desvirtualizarte no tardando mucho 😘

  5. No le falta nada de cosas maravillosas que poder disfrutar.
    En este momento lo veo reescrito para despedir el 19 añadiendo una cola frase:
    «leer los textos de Cristina Fuertes»
    Feliz año y muchos éxitos brujilla pelirroja de las nieves♥️

  6. Feliz año lleno de bonitos ratos!

    De sus primeras frases, de primeras reflexiones, de muchas primeras cosas.. a disfrutar de momentos únicos!

Deja un comentario

Share This